Los niños también tienen depresión

Los niños también tienen depresión

FacebookTwitterGoogle+LinkedIn

Depresion en niños: Reconocer los síntomas

Antes se pensaba que la depresión era cosa de adultos, que estaba relacionada con los problemas de la vida adulta tales como el estrés, problemas laborales, de pareja, etc. Así se pensaba que los niños no tenían motivos para deprimirse, y menos hoy en día con la de privilegios que tienen (juguetes, ordenadores, etc.). Pero desde hace algunas décadas en el ámbito sanitario se ha ido consolidando la idea de que los síntomas depresivos son similares tanto en adolescentes y niños como en adultos.

Existen diferencias en cuanto a la edad en cómo se presentan los síntomas y cómo se expresan en la depresion en niños a diferencia de los adultos. Hemos de tener en cuenta que no nos estamos refiriendo a sentirse triste, desganado, cansado, sin ganas de hacer cosas o irritable que son sentimientos y comportamientos normales alguna vez en los niños, si no que hemos de valorar la frecuencia, intensidad y duración de síntomas como los anteriores y algunos más que se presentan en los síndromes depresivos infantiles.

La depresion en niños suele manifestarse a nivel motor, sobre todo los más pequeños, mostrando gran inquietud, y mayor nivel de irritabilidad, y también síntomas somáticos como dolor de barriga y de cabeza. Esto ocurre cada día o casi cada día, no de manera puntual o por algún motivo concreto y pasajero.

Lo que también manifiesta un niño deprimido es falta de apetito, dificultades para dormir, pensar o concentrarse, sentimiento de culpa, baja autoestima, fatiga, pérdida de interés por cosas que antes si le interesaban en algunos casos y dependiendo de la edad, también puede existir ideación suicida. Y todo esto tiene que interferir en la vida del niño significativamente.

¿Qué es lo que puede causar la depresion en niños?

depresion en niñosAl igual que en los adultos, se dan una serie de factores que interaccionan entre sí y son cierta vulnerabilidad biológica (neurotransmisores cerebrales), factores ambientales (experiencias de rechazo, escolarización, pérdidas significativas, hostilidad en el cuidado parental, falta de atención de necesidades, etc.) y características psicológicas (formas de afrontar los problemas, autoestima, habilidades sociales, etc.).

La terapia psicológica sería la primera elección antes que el uso de fármacos para la depresion en niños. El tratamiento con los padres es fundamental para dar pautas sobre cómo actuar con el niño y cómo ayudarle a conseguir cambios y también para ayudarles a gestionar sus propias emociones.

¿Qué hemos de abordar en terapia para depresion en niños?

Es importante empezar por la modificación del ánimo deprimido, para ello se le explica al niño la importancia de planificar actividades a realizar que le ayuden a sentirse mejor poco a poco y si presenta niveles de ansiedad también lo trabajaremos con técnicas de relajación. También es muy importante ayudarle a autocontrolar las emociones de enfado, ira, rabia, etc., donde además de la relajación son útiles otras técnicas como alejarse de la situación, distraerse, reforzar o premiar los objetivos conseguidos. Hay que enseñarle cómo afrontar los problemas y también a modificar esos pensamientos negativos. Esto último es más complicado de abordar con los niños a diferencia de los adultos, para ello está indicado el uso de juegos que ayudan a que el niño pueda diferenciar los pensamientos adaptativos de los que no lo son para modificarlos.

Artículo de Marta Bermejo Victoriano (Psicologos Madrid Psicomaster)

Centro de Psicología Psicomaster

Deja un Comentario

Nombre*

Correo Electrónico* (La dirección no será visible)



FacebookTwitterGoogle+LinkedIn
psicologos de madrid

¿Quieres mejorar tu estado de ánimo?¿Liberarte de la angustia, los miedos y el estrés?

Leer Más
psicologos en madrid

¿Te gustaría relacionarte mejor o resolver tu relación de pareja?

Leer Más
centro de psicologia en madrid

¿Problemas en la infancia o adolescencia?

Leer Más